…Tiempo de lectura 2 minutos

En la década de 1950, el psicoanalista francés Paul-Claude Racamier creó el concepto de «perverso narcisista». Según su definición, existen personas que tienen la necesidad –y la capacidad– de protegerse de sus problemas internos a través de hacer sentir mal a los otros.

Se trata de gente que sabe manejar el doble sentido de las situaciones. Gente que manipula para evitar un conflictos y ponen todo a su favor. Logran que los demás se sientan culpables cuando probablemente no causaron del problema. En ese sentido,  el narcisista  siempre se convierte en la víctima para sentirse superior.

Ante la sociedad, son aparentemente amables y tranquilos, pueden fingir compasión por los demás y ser serviciales para poder lograr algo a cambio. Se muestran seguros de sí mismos y tienen sentido del humor.

¿Cómo reconocer a un perfecto narcisista?

Al tener tantas habilidades sociales, es complicado detectar cuando estamos ante la presencia de este tipo de personalidades. Sin embargo, hay una serie de banderas rojas que nos permitirán saber cuando estamos ante la presencia de alguno. 

1.Son personas poco empáticas con los problemas de los demás, aunque quieran demostrar lo contrario. 

2.Cuando no opinamos igual que ellos, tienden a enojarse porque se sienten atacados y quieren demostrar que tienen la razón.

3.No se hacen cargo de sus problemas y señalan a los demás como culpables de lo malo que les pasa.

4.Utilizan la violencia verbal. Por medio de la palabra someten a su víctima y la hacen sentiese mal con lo que es y con lo que hace. 

5. Usan la comunicación paradójica como un arma para que la confusión e incertidumbre prevalezcan  y los demás no se alejen de ellos. Por lo general, utiliza frases como: “No puedo dejarte porque no puedo vivir sin ti” “Te quiero, pero tú tienes la culpa de todo”, etc.

6.No toman en cuenta los sentimientos de la otra persona, a no ser que sea para manipularla y la pueden orillar a serios problemas mentales como la depresión, la violencia, la locura, y a casos más graves como el suicidio.

¿Qué hacer si estoy con una persona narcisista?

Si ya descubrimos que tenemos un vínculo con uno de ellos lo más recomendable es alejarnos. Probablemente el narcisista se opondrá y hará todo lo posible para retenernos, por eso tenemos que pedir ayuda profesional, para de ese modo tener las herramientas necesarias, ser fuertes y tomar esa decisión por el bien de nosotros mismos.

La violencia vivida con un perfecto narcisista puede crear un estado de confusión en donde no seamos capaces de ver la realidad.

Mereces el amor que das, no te conformes con menos.

***

Si te gustó esto te podemos recomendar

CÓMO IDENTIFICAR A UN PATÁN

El síndrome de Don Juan (o la manía de querer más y más mujeres) 

¿Irme o quedarme en una relación sentimental?

Si tú o algún conocido necesita ayuda, hagan un cita en Psicoterapia La Montaña

 

Autora: Margarita Huertas

  • PLATICAS

    A través de una charla interactiva con su audiencia Tere Díaz pone “sobre la mesa” conceptos innovadores sobre el tópico tratado así como experiencias personales que le permitieron a ella atravesar retos personales a lo largo de su vida personal y profesional.

  • TALLERES

    Experiencia vivencial de tres horas que facilita el cambio personal. proceso de transformación. A través de actividades teórico prácticas que alternan la exposición de información relevante sobre el tema en cuestión con algunas dínamicas personales o grupales, Tere Díaz, siembra las semillas que permitirán a los y las participantes tomar consciencia de su situación, adquirir  herramientas emocionales y sociales para favoreces su crecimiento personal,  y activar  mediante acciones concretas el proceso de cambio.